Todas las que amamos la colección de Gwen Stefani para OPI estábamos esperando “Push and Shove” un esmalte color plata de acabado cromado, perfecto para que tus uñas realmente llamen la atención, tiene una forma especial de aplicar para conseguir ese efecto metálico increíble y les cuento todo a continuación

El esmalte Push and Shove viene junto con una miniatura de base transparente para el esmalte “Lay Down that Base” especial para evitar las manchas y rayas al aplicar el esmalte plateado en las uñas.  En el empaque advierte que por su terminación cromada Push and Shove está destinado para que dure una sola noche.

Con este tipo de esmaltes se notan mucho las imperfecciones en las uñas, así que hay que limarlas y pulirlas muy bien antes de aplicarlo.  Prepare mis uñas y apliqué una capa de base.

Esperé a que secara y apliqué la primera capa de esmalte, como pueden ver en la foto al principio se notan mucho las marcas de la brocha pero se desaparecen cuando se seca.

La segunda capa de esmalte cubre cualquier imperfección, solo hay que tener cuidado de aplicarla de forma pareja, porque si no se notan un poco las marcas del pincel.

Ojo que no se aplica nada más sobre el esmalte (top coat, brillo, etc) pues lo opaca y se arruina el efecto del cromado. Y cuando lo quieres retirar, es muy fácil de remover con quitaesmalte.

Pese a lo poco que dura es realmente precioso, ideal para la noche o algún evento especial, hace tiempo buscaba un color plata realmente metálico y este se pasó.

Encuentralo en tiendas DBS Beauty Store a $6.990